El Seguro, tu Mejor Aliado

109

Los seguros pueden parecer algo aburridos pero es una de las actividades más inteligentes y evolucionadas que creó la economía de mercado, para apalancar su crecimiento. A fin de cuentas la mayor limitante para cualquier actividad es el miedo: el miedo al fracaso, a no poder perseverar, a perder dinero, patrimonio, futuro, etc.

El seguro es un sistema de cuidado social que diluye la incidencia de los riesgos. Sin quererlo, o sin darnos cuenta, todos nos estamos cuidando. El seguro se convierte así en el negocio más solidario y sinérgico de la sociedad.

Por suerte la sociedad diseñó un sistema para diluir la incidencia de los riesgos con un sistema de cuidado social, ese sistema es el seguro. La función social del seguro se debe a que sin quererlo, todos nos estamos cuidando, porque al pagar cada póliza estamos pagando la contingencia activa de otra persona, que si bien es un desconocido no deja de ser un miembro de nuestra comunidad. El seguro así se convierte en el negocio mas solidario y sinérgico.

Pero tenemos la costumbre de ver a los seguros como un gasto, y sin embargo después del conocimiento, el seguro es la mejor manera de lidiar con el riesgo y los miedos que estos generan.

Volviendo al factor motivador de los seguros, tenemos que estos son más baratos que los paralizantes miedos. Al liberarse de los temores, el seguro se convierte en una herramienta inteligente para mejorar su potencial e impulsar su negocio o actividad, no sólo algo para controlar los riesgos.

Es verdad que las empresas de seguros ganan dinero con este servicio, pero debemos tomar conciencia de que cada vez que pagamos nuestro seguro estamos liberando nuestro potencial y el de muchas otras personas. Al mismo tiempo estamos cuidando a aquellos con sin quererlo sufrieron la desgraciada contingencia de un siniestro, sabiendo que, obviamente, podriamos haber sido nosotros.